En el PRI de Quintana Roo, “todo cambia, para seguir igual”

0
38
Imagen: carloscantonzetina.blogspot.mx

“Dos con botana”: por Elmi Totero

Dicen el refrán que “chango viejo, no aprende maroma nueva”, lo cual se puede aplicar a la perfección en el proyecto de “renovación” del PRI en Quintana Roo, en el que “todo cambia, para seguir igual”.

Imagen: carloscantonzetina.blogspot.mx

Después de la paliza que recibió en el proceso electoral de 2016 en Quintana Roo, en el que perdió por primera ocasión la Gubernatura, así como los importantes Municipios de Solidaridad, Chetumal y Cozumel.  Además de numerosos escaños en el Congreso del Estado, el PRI no aprendió la lección. Las mismas lacras que participaron en la rapiña durante las administraciones estatales encabezadas por Félix González Canto y Roberto Borge Angulo, se hicieron presentes en las asambleas municipales que se llevaron a cabo el pasado sábado en diferentes municipios.

Nada nuevo bajo el sol, en el caso concreto de Cozumel, es más que evidente que el ex Gobernador y actual Senador de la República, Félix González Canto, pretende mantener el control del partido, para lo cual quiere imponer como Presidente del Comité Municipal a Salvador Rocha Vargas, personaje con antecedentes penales por presuntos nexos con el crimen organizado, mismos que le valieron estar recluido en el Penal de Máxima seguridad de Nayarit.

Un personaje tan oscuro y siniestro como su “patrón”, quien lo impuso como Director de Seguridad Pública durante su gestión como Presidente Municipal en el trienio 1999-2002, donde lo mantuvo a pesar de consumar una de las “embarradas” más grandes de la historia, cuando armó un tremendo circo para detener a un residente español en la isla conocido como “El Tío”, a quien confundió con un prófugo de la justicia buscado por la Interpol y el FBI.

Más aún, González Canto premió por su mega burrada al émulo del personaje del célebre comic español “Torrente”, nombrándolo  Secretario Estatal de Seguridad Pública, durante cuya gestión fue detenido y enjuiciado por sus presuntos nexos con la delincuencia organizada. Y tras salir libre, no se le conoce trabajo alguno a Rocha Vargas, salvo que desde hace unos meses debutó como conductor de radio y televisión en un programa de denuncia ciudadana, que se especulaba y ahora se confirma, sería su plataforma para tratar de posicionarse entre la militancia priista.

Se rumora también que la siguiente etapa del proyecto felixista para recuperar la Presidencia Municipal de Cozumel, es imponer a la actual Diputada Federal Sara Latife Ruiz Chávez, personaje muy cercano al ex Mandatario estatal. Habría que acotar que desde los comicios del 2013, cuando el PRI arrasó con todas las Presidencias Municipales de Quintana Roo, estuvo a punto de hacerlo también con las Diputaciones que estuvieron en juego, con excepción de la única candidata que impuso Félix González justamente en su natal Cozumel, Lilia Mendoza, en cuya campaña proselitista participó de manera muy activa y le inyectó recursos al por mayor, a pesar de lo cual fue derrotada por amplio margen por la hoy Alcaldesa Perla Tun Pech.

Y lo que ocurrió en 2016, cuando los candidatos impuestos por González Canto tanto en Cozumel, como en otros Municipios, así como por las diputaciones y la gubernatura, fueron arrasados. Así las cosas, a la hora de tomar dos con botana se comenta con una alta dosis de sarcasmo que el hecho de que Félix González se aferre a seguir manejando los hilos del PRI en Cozumel, son buenas noticias para los demás partidos, ya que hace mucho que no da una con sus “delfines”.

 

 

Comentarios en Facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta