Los Tigres de Quintana Roo sacan la garra y la casta, pese a sus múltiples problemas

0
25
Imagen: Grupo SIPSE
Imagen: Grupo SIPSE

Columna: El Camaleón

A un mes de que finalice totalmente la temporada 2017 de la Liga Mexicana de Beisbol, los Tigres de Quintana Roo y su estrepitosa caída, ha sido un tema  constante dentro y fuera de las gradas del estadio Beto Ávila.

Los  felinos han sacado  fuerzas de flaqueza y han dejando bien claro, que se quieren meter a la postemporada, pese a las adversidad climatológicas y los enormes problemas administrativos y económicos por los cuales transitan.

Hay que recordar que esta temporada ha sido un verdadero desastre para el equipo que preside el Toro Valenzuela, primeramente por el tema económico, ya que en el pasado reciente, recibían dinero del erario en el gobierno borgista, al contrario del actual.

Incluso, en medio del huracán que había dentro de la institución, el empresario Carlos Orvañanos, quien también es gente cercana de Carlos Joaquín, decidió sacar sus inversiones del equipo, dejando a la deriva a los socios que habían adquirido la franquicia.

Hay que sumarle las lesiones de varios jugadores y el regreso desanimado de su estrella, el sonorense Carlos “la Chispa” Gastélum, quien dejó al equipo a principios de mes, con la excusa de que sufria un alto cansancio muscular.

Esta situación ha tenido muy desanimados a los aficionados a este deporte, no solamente por el bajo rendimiento del equipo y  sus problemas económicos, lo que más les duele a sus seguidores, es la falta de apoyo por el gobierno del estado, acción que  contrasta, con el contrato millonario que firmó el gobierno con el equipo de futbol Atlante, según una fuente de la directiva de los tigres.

Comentarios en Facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta