Carlos Joaquín, el Gobernador de las masacres en el estado de Quintana Roo, desde Blue Parrot (15.01.2016) hasta el ataque en Cervecería Chapultepec (13.05.2019); La Guardia Nacional debe apartar a CJ y federalizar la seguridad pública

LNR.- El estado de Quintana Roo vivió una época donde estaba exento de la violencia que se afrontaba en el resto del país. Sin embargo, el cambio de gobierno sucedido en 2016 al ingreso de Carlos Joaquín González a la administración del Gobierno del estado de Quintana Roo ha representado un nuevo paradigma de violencia sin precedentes.

El Gobierno de Carlos Joaquín se estrenó el 16 de enero de 2017 con la matanza del Blue Parrot en el marco del final del festival de música electrónica BPM en Playa del Carmen, en esa ocasión murieron 5 personas; 4 extranjeros provenientes de Canadá, Italia y Colombia, y un connacional, además de 15 heridos de gravedad según información oficial de la Fiscalía General del Estado.

El día de ayer (13.05.2019) sucedió otra masacre en Playa del Carmen, ahora en una concurrida franquicia de nombre Cervecería Chapultepec ubicada en la avenida Constituyentes, entre las avenidas 90 y 95, donde ayer 2 sujetos armados dispararon en contra de los comensales dejando a una persona muerta y 11 heridos por armas cortas según información del peritaje realizado por la FGE.

El cuatro de abril de 2017 (04.04.2017) sucedió otro ataque similar en Cancún donde se registraron cuatro muertos y dos heridos después de un ataque al bar “Santino” de la Supermanzana 3, en la Avenida Nader con Cobá, a unos metros de la entrada a la Zona Hotelera.

Otro caso emblemático de la violencia en Quintana Roo sucedió en enero de 2019 (06.01.2019) otro ataque similar en el Bar las Virginias ubicado en la populosa colonia Villas del Sol donde dos sujetos dispararon dejando como saldo siete muertos y una persona herida.

Todos estos hechos violentos han sucedido durante los 2 años y medio del gobierno conducido por Carlos Joaquín González. Sin embargo, desafortunadamente estos hechos no son aíslados, el estado vive su época más violenta en la historia. La llegada de Alberto Capella ha sido un fracaso en la seguridad pública de la entidad y recientemente fue exhibido por asistir a un palenque en el estado de Morelos mientras el estado afronta sus peores días en materia de seguridad.

El gran reto del nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador y sus aliados en los gobierno municipales en Quintana Roo deben tomar la riendas de la seguridad completamente a través de la Guardia Nacional y apartar al gobierno estatal tal como ya se hizo en la sector salud al federalizar los servicios.