LNR.- Diputados del Partido Opositor alemán “Los Verdes”, aseguraron que el Gobierno de ese país debe poner fin a la venta de armas a México, tras la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa el pasado 26 de septiembre de 2014.

Foto: Bundestag.de

Así lo da a conocer el portal de noticias Argumento Político, que señala durante la investigación de los hechos, se confiscaron decenas de fusiles de asalto del tipo G36, provenientes de Alemania, luego de que el Gobierno de ese país concedió entre 2005 y 2007 permisos de exportación para esas armas, con la condición de que fueran enviadas a regiones declaradas pacíficas y que permanecieran en las mismas.

“Pero el Estado de Guerrero, donde se encuentra Iguala, cabecera de Ayotzinapa, no es una de esas regiones”, destacó en un artículo el Semanario Europeo Der Spiegel, por lo que de acuerdo a la regulación de exportaciones de armamento germano, establece que  un país que vulnera el destino final del material, no puede conseguir ningún nuevo permiso.

Así lo precisó el Diputado de Los Verdes, Hans Cristian Strobele, ya que desde su punto de vista, el Gobierno alemán no puede contentarse con la declaración formal de México de que las armas irán al destino acordado, si después no puede comprobarlo.

Por tanto, el grupo Legislativo Los Verdes, presentó una iniciativa en el Parlamento Alemán para instar al Gobierno de Berlín a apoyar con medios y expertos a las organizaciones que investiguen el caso de los 43 jóvenes desaparecidos en el Municipio de Iguala, Guerrero.

Los Diputados opositores sentenciaron que “la corrupción, la impunidad y la falta de transparencia están instaladas en las estructuras del Estado Mexicano”, por lo que reclaman una respuesta. En otras palabras, los Legisladores alemanes afirman que el crimen organizado es el que en realidad gobierna México.

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here