Imagen: Escombros del Colegio Enrique Rébsamen / Publimetro

LNR.- El Instituto de Verificación Administrativa (INVEA) de la Ciudad de México “invitó y conminó” a los responsables del Colegio Enrique Rébsamen a dejar de operar como escuela ya que el permiso de uso de suelo de 1997 por derechos adquiridos que supuestamente le emitió Seduvi era falso, informó el titular del organismo, Meyer Klip Gervitz.

El titular del INVEA señaló que la escuela era catalogada como un establecimiento mercantil de bajo impacto, no se procedió a su clausura, sino que se impuso una multa de mas de 107 mil pesos y se pidió la suspensión de actividades.

Sin embargo, la escuela inició un juicio de nulidad ante el Tribunal de lo Contesioso, que aún continúa en proceso.

En conferencia de prensa, Klip Gervitz dijo que los papeles del inmueble ubicado en Rancho Tamboreo número 19, tiene uso de suelo habitacional y sin embargo, ahí operaba el Colegio.

“La escuela optó por no acatar la resolución y decidió impugnar la misma ante el Tribunal de lo Contencioso, juicio que actualmente se encuentra en proceso y actualmente la resolución se encuentra impugnada.

“Normativamente no podía seguir operando pero como se fue al juicio de lo Contencioso y el Tribunal de lo Contencioso le dio la nulidad, podía seguir operando”.

Detalló que la Asociación de Vecinos de la colonia Nueva Oriental Coapa, delegación Tlalpán presentó una queja y solicitud de verificación el 26 de septiembre del 2016 y que el personal del Invea acudió a realizar la inspección el 25 de febrero de este año.

Ahí fue donde se revisó la documentación de uso de suelo, que es competencia del Invea. Al descubrirse que la Seduvi no tenía registro de los papeles, se presentó una denuncia por documentación falsa ante la Procuraduría General de Justicia local.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here