LNR.- Socio de Tarek El-Aissami, vicepresidente de Venezuela, arma cajas de alimentos en México y obtiene “jugosas” ganacias al venderlos en Venezuela

Imagen: Prodavinci

Un fraude con cajas de despensa popular provenientes de México, que en Venezuela son conocidas como CLAPS, fue denunciado ante la Asamblea Nacional de ese país por medio de un reporte.

El llamado programa CLAP se refiere a los “Comités Locales de Abastecimiento y Producción” que fueron creados por el gobierno venezolano para llevar ayuda a los pobladores de barrios humildes, con productos de primera necesidad.

El vicepresidente de la organización Transparencia Venezuela, diputado Carlos Paparoni, estimó que el fraude ascendería al rango de los 200 millones de dólares “en pagos de sobreprecio por el ensamblaje y la exportación de las cajas CLAP”, equivalentes a despensas populares, que en este caso serían “armadas” en México, y enviadas a Venezuela, por vía marítima, desde el puerto de Veracruz.

Según el reporte, los productos son adquiridos legalmente al grupo de supermercados mexicano “Soriana”. Paparoni señaló directamente a Samarck López, al que define como prestanombres del vicepresidente de Venezuela Tarek El-Aissami, de participar directamente en el incremento de hasta en 55 por ciento en los precios de productos adquiridos en México, para cobrarlos al Estado venezolano.

De acuerdo a lo dicho por Paparoni, el abogado López usa la mencionada compañía con sede en las Islas Bahamas POSTAR Intertrade, de la que según el reporte es uno de los principales accionistas, para realizar las transacciones.

La operación en territorio mexicano se realiza a través de un almacén en el parque logístico “San Julián”, de Veracruz, mismo que es administrado por la empresa “Corporación Integral de Comercio Exterior” (CICE), la cual se encarga de ensamblar las cajas de despensa. Dicha supervisión está a cargo del ciudadano venezolano Raúl Santana.

Los despachos son cada 15 días por vía marítima al puerto de Maracaibo, usando para el envío de cajas “CLAP” de Veracruz a la empresa venezolana CASA. la empresa de carga “Hamburg Sud” y son asegurados por la compañía “PYP”, con sede en Florida, cuyo “bróker” es abogado de Samarck López,

Acorde a la denuncia de Paparoni, “una caja CLAP que, al precio de mercado en México debería costar 12.44 dólares (222.83 pesos mexicanos), le cuesta a Postar 22.22 dólares y luego es vendida a la CASA por la exagerada cantidad de 42 dólares (752.32 pesos mexicanos)”.

Un comunicado de Paparoni establece que, según la investigación, entre enero y junio de 2017, fueron despachadas siete millones de cajas CLAP al país, por las cuales CASA “pagó más de 206 millones de dólares en sobreprecio, lo que le generó a Postar una exagerada ganancia ilícita de 138 millones de dólares. Esto, conforme a los registros mexicanos de exportación”.

La evidencia de irregularidades que tenemos es más que suficiente para continuar avanzando con una investigación profunda sobre las CLAP”, dijo Paparoni.

Dijo también que “es imposible que esta operación corrupta funcione sin la cooperación de altos funcionarios con responsabilidad sobre el área alimentaria, los puertos y otros puntos clave para la operación de este esquema”.

Aseveró entonces que la “Comisión Especial” interrogará a los ministros relacionados con los CLAP y a personajes que en su opinión están vinculados con el esquema “dentro y fuera de Venezuela”.

Cerró diciendo que, en el marco de su investigación, se pedirá la ayuda de países involucrados, como México, Barbados y Suiza, entre otros.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here